General
Text

2- Postura cerrada

Lesson 6 Chapter 2

La posición de la curva en C proporciona la seguridad y comodidad al sistema nervioso. Cada vez que sentimos miedo, ira o tristeza, desencadenamos un reflejo de estrés pre-programado hacia la postura cerrada. La contracción de emociones origina una respuesta de estrés que tensa el cuerpo-mente hacia la curva en C para protegerse. Este reflejo inconsciente conocido también como el “reflejo de la luz roja”, la “reacción de alarma” o el “reflejo decadente/de desplome” es común para todos los animales y se manifiesta en una postura de protección de peligro, estrés prolongado o negatividad. Todas las áreas somáticas claves en la parte delantera del cuerpo –suelo pélvico, barriga, corazón, garganta y boca– se acortan y cierran durante la contracción de emociones. 

La contracción física de la parte delantera del cuerpo en la postura cerrada suprime los sentimientos y pensamientos dolorosos al impedir el flujo libre de las energías de cuerpo-mente en la miofascia. Wilhelm Reich nombró esta contracción emocional del cuerpo como “blindaje”. Cuando el tejido conectivo del cuerpo físico se tensa y acorta, las ondas emocionales están retenidas a través de la postura cerrada. La supresión de las experiencias dolorosas puede causar amnesia y memoria distorsionada. 

La ira, rencor o resentimiento sin resolver son energías emocionales atascadas en el pasado, mientras que el miedo y preocupación se refieren sobre todo al futuro, del que tenemos un control reducido. Si las emociones contraídas no se liberan de forma sana, pueden acumularse en el tejido celular del cuerpo-mente como recuerdos vibratorios durante muchos años. Las emociones sin resolver se convierten en tóxicas y con frecuencia se manifiestan en enfermedades crónicas.

 

Postura cerrada de pie:


Foto explicativa postural de chica, práctica de bowspring


Talones abajo y pesados.

Los arcos de los pies están desconectados.

Piernas rectas, parte superior de las pantorrillas hacia atrás y las rodillas bloqueadas hacia atrás.

Postura cerrada sentado: 

Foto explicativa postural de chico sentado, práctica de bowspring

Imagínate a ti mismo en tu mesa de oficina o trabajo, con los hombros encorvados, el cuello inclinado hacia adelante, y los ojos pegados a la pantalla de tu ordenador. Tu aparente calma y concentración no están mostrando lo que ocurre realmente en tu interior: 

Los músculos que están alrededor de tus hombros y que rotan internamente los huesos de la parte superior de tus brazos (subescapular, teres mayor y deltoides anterior). Los músculos del pecho que tiran de los brazos y los hombros hacia delante (pectoral mayor y menor). Los músculos de la parte posterior y lateral del cuello que sostienen la cabeza hacia adelante (elevador de la escápula, escalenos, esternomascleoideo, trapecio superior). Todos están trabajando de más y tensándose. 

Los músculos que rotan externamente los huesos de la parte superior de los brazos (infra espinoso, teres menor, deltoides posterior). Los músculos que estabilizan los omóplatos y tiran de ellos hacia abajo en la espalda (serratos anterior, romboides, trapecios medio y bajos) y los flexores del cuello (longos capitas, longos collí) están infrautilizados y por tanto se vuelven débiles y sin tono. 

La espalda está recta o redondeada, no curvilínea. 

El peso cambia hacia atrás desde las piernas hacia la parte posterior de los isquiones. 

El sacro está vertical sobre la rabadilla. 

La zona lumbar tiene una lordosis débil. 

Los costados se acortan. 

La parte anterior del torso está corta y tensa y la parte posterior sin tono y débil, produciendo un desequilibrio en la parte superior del cuerpo.

 

 

Insert Image

Leave a comment

Comment as a guest:

Name * E-Mail *
Website
Powered by Thrive Apprentice
Pen